Acabar con la mutilación genital femenina “puerta a puerta”

Alicia Alamillos

Nairobi, 19 mar (EFE).- Puerta a puerta. Así es como la keniana Amran Abdundi intenta acabar con la mutilación genital femenina y el matrimonio infantil en la zona norte de su país, donde una de cada cuatro mujeres y niñas son mutiladas, una labor por la que acaba de recibir el premio “Index on Censorship” 2015.
“Dedico este premio a todas las mujeres marginadas del norte de Kenia, que sabrán que su lucha por sus derechos ha sido reconocida internacionalmente”, declaró Abdundi al recibir el premio anoche en Londres.

El “Index on Censorship” reconoce desde hace quince años a aquellos individuos o grupos que tienen un mayor impacto en la lucha contra la censura.
Según datos del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), una de cada cuatro mujeres ha sufrido la mutilación femenina en Kenia, uno de los 29 países de todo el mundo donde todavía se lleva a cabo esta práctica, pese a que el Gobierno la declaró ilegal en 2011.

Sigue leyendo

Anuncios